miércoles, 26 de marzo de 2008

Charlas de bar

Esta mañana, antes de contar cuentos a los bebés de las escuelas infantiles en la Biblitoeca Pública de Fuenlabrada, me estaba tomando un café con leche y leyendo el periódico cuando detrás de mí escuché como intentaban solucionar el mundo.

Eran las nueve de la mañana y estaba en el bar “El Río”, como decía tomándome un café antes de empezar a contar cuentos, cuando un hombre con pelo engominado y zapatos relucientes entró saludando a gritos.

-Buenos días, Tino. Lo de siempre, ¿no? -le preguntó la camarera tras la barra.

Lo de siempre era un café con leche y una copa de coñac. Al fondo de la barra había otro hombre con barba de tres días, sentado en un taburete de la barra con las piernas cruzadas y un cigarrillo colgando entre dientes amarillentos. El engominado se acercó hacia él y le dióuna palmada en la espalda.

-¿Qué pasa Luis? -le gritó.

El tal Tino, el engominado, se sentó a su lado en otro taburete. Cogió el periódico abandonado en la barra, y empezó a hablar con la seguridad de quien va a salvar el mundo.

-¡Joder, qué aviones! ¡Fíjate! –Tino le enseñó una foto del periódico- Si tuviéramos aviones como éstos se acabarían las guerras.
-¿Y eso?
-Porque son la hostia y como son la hostia nadie puede con ellos. Estos aviones te meten un pepinazo y se acabó el planeta.
-Joer, tío. -Luis se rió con tos.
-Cuando pilotas un avión de éstos lo primero que pasa es que sube una ala. El avión se eleva 20 metros o quizá 30. Pero vamos, la diferencia será de metros.
-Joer -Luis exhaló el humo por la nariz.
-Y luego sube el otra ala y se nivela el avión.
- ¡Ah!, por eso no se caen. Joer.
-Estos aviones -continuó Tino el engominado- Suben, suben y vete a frenarlos. Van a toda leche y en automático, ¡eh! El piloto se puede echar a dormir.
-No jodas, ¿en automático?
-Sí, sí. Estos aviones japoneses son la hostia. Te lo digo yo.

Luis se rascó la cabeza y cambió el cruce de las piernas.

-También habrá aviones alemanes, como los coches ¿no? -dijo al fin.
-Buah, no compares un motor con otro. Los japoneses con los ordenadores y los digitalización esa son la leche, la leche -Tino lanzó la colilla al suelo.
- ¿Quiénes, los ordenadores o los japoneses?
- Los aviones.

La camarera les retiró las tazas de café y las copas.
- Venga, aquí nada de vacile, ¿eh? A trabajar y menos palique. Que todavía son las nueve y ya estáis con bobadas.

Los dos hombres guardaron silencio. Tino se pasó la mano por el pelo engominado y encendió otro cigarrillo. Dio dos caladas profundas con la mirada perdida en el techo.

Les miré y me entró la duda: ¿Decidirán también los políticos entre charlas de café y copas de coñac?

14 comentarios:

FERNANDO SANCHEZ POSTIGO dijo...

los políticos peor seguro jajaja

un beso.

Enrique Páez dijo...

No preguntes. Mejor no preguntes.

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Qué pregunta, Bea, qué pregunta.
Bien narrada una conversación de bar. En la cafetería de las Cortes he asistido a algunas menos profundas.

Mi vida en 20 kg. dijo...

Bea, no se si viste alguna vez en la TV unos personajes que se llamaban "Los ingenieros", eran de Chespirito, el del "Chavo del 8" y "El chapulin colorado", bueno en america latina los ven hasta hoy...Tis amigos del bar me recordaron a "Los Ingenieros" jajaja...sorry si no sabes quienes son, pero sus conversaciones eran tan elevadas como estas...muchos saludos para ti.

Juanjo Merapalabra dijo...

Me ha recordado tu post a una conversación que oí el otro día donde un tipo aseguraba que el humo de los coches taparía el agujero de ozono. Su razón era que como es un agujero en el cielo con humo se puede llenar.

Viendo la lógica de las decisiones políticas..., en fín.

Gracias por ponerme ahí :)

Bea dijo...

Fernando: me lo imaginaba jajaja

Enrique: vale no pregunto más, pero seguro que le dan lingotazos a primera hora.

Pedro: ¿en las cortes peor? No, si vamos apañados.

Mi vida...: "El chavo del 8" es una de mis series preferidas. Me muero de risa con el chavo. Y ahora que lo sacas a relucir pues sí, se parecen. jajaja

Juanjo: si es que las charlas de bar son la caña. Pero ¿y si tapan el agujero, qué? jejeje.

Anónimo dijo...

Los polítocos y, desde atrás, las transnacionales. Qué pluma. Saludos desde el mundo.

bizarro sin interrupcion dijo...

Te contesto: es la "sabiduría del hombre normal, de la gente del pueblo, el saber hacer sensato y cuerdo de toda la vía, y no esas tonterías y ecologías que son tonterías del señorito de ciudad", que dirían en alguna radio.

Evidentemente, el cabestrismo está igualmente repartido por toda la geografía (probablemente más en la ciudad, porque somos más) sólo que como también hay tanta gente, por eso, hay islas, y a veces no se nota tanto.

Así que deduzco que en las cortes supongo q en la misma proporción. Lo que sí es seguro es que cuanto más cafres, más tontos y más simples, más mandan (en eso igual que en todas partes)

DINOBAT dijo...

Los políticos no deciden...roban...el mundo no toma decisiones, los humanos juegan a tomarlas y mira como vamos....

Bea dijo...

Anónimo: las transnacionales tienen tela. Incluso me atrevería a decir que son peores que los políticos.

Bizarro: debe de haber alguna escuela criadores de políticos o una casta. Aunque algunos políticos me caen bien, que conste.

Dinobat: porque negarlo. Nos roban, nos mienten, nos utilizan y así estamos con los ojos medio vendados. Bienvenido al blog.

jose montalvo dijo...

Las conversaciones entre políticos no son de mayor altura de las que narras, solo que no se llevan a cabo entre tazas de café con leche, sino con whisky y buen vino.

Saludos

doble visión dijo...

Bea... los políticos deciden nuestras vidas en las mesas de los bares y en las camas con sus queridas...¿pero qué podemos hacer?

:)
saludos
marcelo

Pd. Como me gusta el curry, volveré a cada rato.

Diego Flannery dijo...

Bea, después de algunos años de ver a los políticos de mi país, y de otros...prefiero a los acodados del bar ...son naturalmente naturales.
Los políticos tienen el tinte doctoral que encubre, que tapona, las miserias hmanas están escondidas y disimuladas.

Abrazos
Diego

Bea dijo...

Jose: Uhm, ¡Whisky y buen vino!. Los políticos son personajes con nivel, jeje

Marcelo: espero que al menos lo disfruten ja,ja. Me alegro que te guste el curry.

Diego: yo también me quedo con los acodados de bar, por inofensivos :)